Un ojo morado se produce normalmente por un golpe o herida y puede provocar mucho dolor y a la vez ser muy vergonzoso. El ojo morado es un moretón, hematoma o esquimosis en los tejidos que rodean el ojo. Sin embargo existen varias formas de curarlo, y deshacernos rápido de ello.

Si nos golpeamos, y nuestro ojo comienza a ponerse morado, lo primero que debemos hacer es aplicar hielo en la zona que circunda el ojo. Debes aplicarlo con una toalla o una bolsa para no colocar el hielo directamente sobre el rostro. Presiona en el área hinchada por unos 10 a 20 minutos.

Un tratamiento natural es a base de perejil, hierba que tiene propiedades anestésicas y antinflamatorias que ayudarán al proceso de curación. Coloca la hierba en tu ojo con la ayuda de un algodón y una compresa fría.

Para el dolor y para desinflamar debemos tomar analgésicos. Por lo general, tendrás que tomar dos píldoras cada cuatro a seis horas.

Usa vitamina K, la cual ayuda a promover y acelerar la sanación del tejido. Lo puedes conseguir fácilmente en crema y aplicarlo sobre el ojo con la ayuda de una gasa.

Por precaución y también para disimular debemos usar lentes de sol oscuros. Los ojos morados demoran en curar alrededor de 1 o 2 semanas.

Si tienes que ir a una reunión o al trabajo, una vez que haya bajado la hinchazón puedes maquillar un poco la zona lesionada.