Cuticulas: Removerlas y cuidarlas

Es cierto, toda mujer debe lucir unas uñas muy bien cuidadas pues ellas dan una mejor apariencia, pero principalmente son signo de buena salud y de higiene.

Si quieres remover las cutículas, no es conveniente hacerlo de manera frecuente pues lo único que lograras será exponerlas a algún tipo de infección. Y si de todas maneras lo harás, prepararlas con anticipación, remójalas en agua tibia, y únteles alguna crema humectante, y deja que actúe por unos momentos. Luego puedes proceder a empujar la cutícula hacia atrás. Es preferible no cortar la cutícula pues lo único que lograrás será que crezca cada vez más y de manera más seguida.

Un consejo adicional, es importante aplicar aceite para la cutícula con el fin de hidratarla y suavizarla.