Inicio Etiquetas Prevencion

Etiqueta: Prevencion

Prevencion del VIH: Evita el contagio del Sida

Prevencion del VIH: Evita el contagio del SidaLa mejor medicina contra el VIH y cualquier clase de mal viene a ser la prevención, hay que tener muy en cuenta cuales son los métodos por los cuales éste mal llega a transmitirse entre las personas. Son tres las maneras en las que un individuo puede transmitir el VIH, la más común de ellas viene a ser por medio de las relaciones sexuales, sobretodo si es que la pareja en cuestión no busca la utilización de algún método de protección como puede ser el uso de preservativos. Asimismo tener múltiple cantidad de parejas sexuales tampoco ayuda a la prevención del VIH.

Por otro lado esta la vía sanguínea, la sangre suele ser el lugar donde el virus del VIH suele concentrarse en mayor parte, razón por la que el contacto de esta misma con una persona sana puede ser dañino. Vale especificar en este punto que la piel del ser humano sirve como barrera ante esta clase de forma de infección, en cambio, si se realiza una transfusión sanguínea o se está en contacto con una herida abierta las posibilidades de contagiarse son claras.

Por último esta el paso del VIH de la madre al hijo, aquí no hay mayor prevención posible ya que el niño nacerá con este mal. Así mismo la leche materna también es un punto desde el cual se puede terminar transmitiéndole el mal a un recién nacido.

Prevenir ETS: Conducta Sexual Responsable

Prevenir ETS: Conducta Sexual RespondableLas enfermedades de transmisión sexual (ETS) lamentablemente suelen ser relacionadas a personas homosexuales y/o promiscuas; pero también resulta triste que -según estudios- estas personas lleven una ventaja sobre las demás de adquirirla debido a la surtida lista de acompañantes sexuales, haciendo referencia a las personas promiscuas. En cuanto a las parejas homosexuales es el hecho de practicar la penetración anal, que, siendo el tejido de esta parte del cuerpo súper sensible y se generen heridas que se convertirán en vías de la transmisión de virus y bacterias.

El repertorio de estas enfermedades no es corta, están la gonorrea, la sífilis, hepatitis B, las ladillas, vaginitis, herpes genital, clamidia, verrugas venéreas, el sida, entre muchas otras más; el repertorio es largo y la forma de contraerlas está a nuestra merced. Tan sólo el hecho de mantener contacto sexual con una persona que porte alguna de estas enfermedades antes mencionada nos convierte en sus potenciales víctimas. Es porque la forma de contagio más común es la originada a través de heridas que se manifiestan durante el acto sexual que, usualmente no son percibidas a simple vista, sólo existen y transmiten.

Síguenos

7,289FansMe gusta
200SeguidoresSeguir
5,470SuscriptoresSuscribirte