La lactancia materna es la alimentación con leche del seno materno, la forma ideal de aportar a los niños pequeños los nutrientes que necesitan para un crecimiento y desarrollo saludables. ¿Aún no te has decidido a darle pecho a tu bebé? Sigue leyendo pues en Blogichics.com te contamos todo sobre la leche materna.

Lactancia Materna: Definición, Beneficios y Tipos

La lactancia materna es imprescindible y debe ser exclusiva durante los primeros seis meses de vida del recién nacido según la OMS y la Unicef.

Beneficios

La leche materna es la única capaz de nutrir al bebe pues es un alimento rico en vitaminas, proteínas y grasas.

Además prepara al sistema inmunológico del bebé, y es que contiene inmunoglobulinas y otras sustancias que protegen al bebé frente a infecciones y enfermedades crónicas tales como la gastroenteritis, la enterocolitis necrosante, el cólera, infecciones respiratorias y el botulismo infantil.

La leche materna además contribuye a estrechar el vínculo madre-hijo.

La leche materna favorece a un adecuado desarrollo psicomotor, cognitivo y sensorial.

Consejos

Se recomienda seguir amamantando a partir de los seis meses, al mismo tiempo que se va ofreciendo al bebé otros alimentos propios para su edad complementarios, hasta el primer o segundo año de edad. La decisión depende de la madre o del niño.

Tipos

• Alimentación Complementaria
• Lactancia de Biberón
• Lactancia de Múltiples
• Lactancia Diferida
• Lactancia Directa
• Lactancia en Tándem
• Lactancia Inducida
• Lactancia Materna Completa
• Lactancia Materna Exclusiva
• Lactancia Materna Predominante
• Lactancia Mixta

Contraindicaciones

Existen algunas situaciones en las que no se debe optar por la leche materna. Tal es el caso en madres con sida, con herpes o fumadoras. Asimismo se debe evitar la lactancia cuando el bebé tiene galactosemia o fenilcetonuria.