Los estilos de vida saludables son hábitos, comportamientos y actitudes cotidianas que todos podemos realizar día a día para lograr bienestar y equilibrio en cuanto a salud, ya sea en el plano físico o mental. De esta manera se pueden prevenir enfermedades.

Ejemplos de Estilos de Vida Saludables

Los estilos de vida saludables se componen de dieta, ejercicio físico y mental, descanso, higiene y paz espiritual.

¿Cuáles son los beneficios de llevar un estilo de vida saludable?

Gracias a una vida saludable se tiene menor probabilidad de desarrollar problemas como obesidad, presión arterial alta, enfermedades cardiacas, osteoporosis, diabetes, depresión y cáncer de colon, por mencionar algunos.

Asimismo llevar una vida sana mejora el estado de ánimo y reduce el estrés, aumenta la energía y la productividad de la persona.

También ayuda a mantener un peso adecuado.

¿Qué comer para conservar la salud?

Se recomienda la ingesta de frutas, vegetales, legumbres, cereales, pescados, productos lácteos, huevos, pollo así como carne vacuna o carne de cerdo sin grasa. El consumo de los alimentos debe ser repartido en cinco comidas diarias.

¿Qué se debe evitar para llevar un estilo de vida saludable?

Se deben eliminar la ingesta de azúcar y grasas, el tabaco, el sedentarismo, el consumo de alcohol y drogas así como el estrés.