Las vértebras son los huesos que conforman la columna vertebral. Los seres humanos contamos con 24 vértebras. Cada una de las vértebras se encuentra separada de la inmediata inferior a través de un disco intervertebral, exceptuando las 5 vértebras del sacro y las 4 del cóccix, debido a su unión.

Vértebras: Huesos que Conforman la Columna Vertebral

Las vértebras se alinean entre sí por medio de los “cuerpos vertebrales” y por sus apófisis articulares. Es importante mencionar que entre una vértebra y otra existen núcleos de tejido conectivo laxo conocidos como discos intervertebrales.

Con excepción de las primera y segunda vértebra cervical, las llamadas vértebras verdaderas o movibles presentan algunas características comunes: un cuerpo, dos láminas vertebrales, dos pedículos, una apófisis espinosa, dos apófisis transversas y cuatro apófisis articulares.

Existen 3 tipos de vertebras: las cervicales, las torácicas y las lumbares.

Las vértebras cervicales son pequeñas y delicadas. Sus apófisis espinosas son pequeñas. Se las puede diferenciar por tener un agujero en la base de las apófisis transversas. Son las vértebras que permiten la rotación del cuello. Además poseen un canal raquídeo muy ancho, porque coincide con el comienzo de la médula espinal. Los discos intervertebrales de la región cervical crean lo que se llama la lordosis cervical de la columna.

En las vértebras torácicas, sus procesos espinosos apuntan hacia abajo en forma casi vertical, y son pequeñas. Poseen en sus caras laterales unas facetas articulares, que articulan con la cabeza de las costillas, y otra carilla articular en sus procesos transversos destinadas a articular con el tubérculo costal. Tienen un pequeño grado de rotación entre ellas pero, al estar articuladas con la caja torácica, se vuelven casi inmóviles. Los discos intervertebrales de la región torácica crean lo que se llama la cifosis torácica de la columna.

Las vértebras lumbares son vértebras robustas. Permiten una considerable flexión y extensión, una moderada flexión lateral y un pequeño grado de rotación. Los discos intervertebrales de la región lumbar crean lo que se llama la lordosis lumbar de la columna. Además, su apófisis espinosa es cuadrilátera y se presenta casi horizontalmente.