Los lentes siempre nos han dado un aspecto intelectual y de usar lo adecuados suman a cada persona un valor agredo; incluso pueden hacernos más seductores. En caso de que el doctor te haya recomendado usar anteojos, pues no te desanimes ya que en la actualidad existen muchos modelos y marcos perfectos que pueden mejorar tu experiencia con los lentes. Al cabo de unos días te gustarán tanto que no querrás quitártelos.

Lentes para Hombres: Moda, Consejos y Tips

Los lentes se adaptan al estilo de vida que lleva cada persona, en este caso te ayudaremos a elegir las gafas perfectas para hombres. Primero debemos identificar qué tipo de rostro tenemos, si es ovalado o redondo; tal vez cuadrado o triangular. Decimos esto ya que de ello dependerá la elección de tus lentes, para esto tendrás que visitar una óptica donde te muestren los tipos de monturas.

Lentes para Hombres: Moda, Consejos y TipsSi eres de las personas que tiene el rostro ovalado, no tendrás muchos problemas en encontrar un modelo porque todos te sientan bien, solo debes cuidar que la montura no sea tan pequeña. En el caso que tengas una cara cuadrada lo que mejor te viene son los “lentes cuadrados”, para un rostro redondo los más recomendable es una montura ancha y corta, y por último en una cara triangular predomina el uso de un marco rectangular con ángulos orientados hacia arriba. No olvides probarte todas las monturas que le vengan bien a tu tipo de rostro tratando que se ajusten lo mejor posible, pues pasarás muchas horas y tal vez años usando tus gafas. Al probarte recuerda siempre poner la cabeza hacia abajo para comprobar que no se te caen las gafas.

Cuando ya tienes entre 2 o 3 monturas seleccionadas, trata de averiguar sobres las ventajas y desventajas del material. Existen monturas con maros de titanio, acero o plástico, podrás elegir el que mejor te acomode de acuerdo a las actividades que suelas practicar en tu vida.

Por último debes tomar en cuenta tu presupuesto, pues existen monturas que tienen un costo elevado, y es porque también nos garantizan años de duración (con el debido cuidado). Ten en cuenta que lo que más se cambian son los lentes y no las monturas.