La dieta Dash (Dietary Approaches to Stop Hypertension) es un régimen especial para personas que sufren de hipertensión arterial, que enfatiza el consumo de frutas, vegetales, lácteos, cereales, carnes y alimentos de bajo contenido en grasa, sal y azúcar. La dieta se fundamenta en un plan de alimentación rico en fibra y sales minerales como potasio, calcio y magnesio.

Dieta Dash: Dieta para Bajar la Hipertension Arterial

La dieta Dash evita el consumo de sal, embutidos y alimentos en conserva.

Esta dieta ligera que es muy fácil de seguir tiene como objetivo principal bajar la presión sistólica, y no bajar de peso, aunque igualmente se le considera como una dieta hipocalórica basada en el consumo de 2,000 calorías diarias.

Lo ideal es el consumo de 8 o 10 porciones de frutas y vegetales, 3 porciones de lácteos, 4 o 5 porciones de carnes y 7 o 8 porciones de cereales.

El consumo de frutas y vegetales es de suma importancia pues aporta sales minerales como magnesio, potasio así como vitamina C, vitamina A, flavonoides, folato, carotenoides, licopeno y antioxidantes.

Dieta Dash: Dieta para Bajar la Hipertension Arterial

¿Qué tipo de frutas y vegetales se pueden consumir? Uvas, plátano, zanahoria, tomate, acelga, pera, mango, zapallo, melón, sandía, frambuesa, durazno, papaya, lechuga, espárragos, palta, manzana, col, kiwi, y naranja. En cuanto a los cereales, se puede consumir pan integral, arroz, pastas o avena. En cuanto al consumo de lácteos, podemos optar por la leche, el yogurt y el queso. Para el consumo de proteína, se puede consumir carne de res, pollo, pescado y mariscos. Vale la pena señalar que también podemos comer granos como nueces, almendras, pistacho, maní, y semillas.

La dieta Dash permite consumir no más de 2.300 mg de sal al día, por lo que se puede el sodio, por condimentos como ajo, especias y aceite de oliva.

La dieta debe ir acompañada de ejercicio físico, y se debe evitar fumar y el consumo de alcohol o café. Asimismo es importante la ingesta de agua en dosis moderadas para facilitar la eliminación de sodio en el cuerpo.