Las Flores de Bach no son justamente un tipo de plantas existente, más bien es un remedio sin mayor fundamento médico que se suele utilizar para diversas finalidades, mencionándose que puede ser capaz de poder solucionar distintos tipos de situaciones emocionales en las cuales se ha caído, pudiendo encontrar dentro de estos casos al miedo, la depresión, el estrés, cansancio, entre varios otros. Las Flores de Bach se conforman en base a la mezcla de esencia de flores con brandy en proporción de 1:144 respectivamente.

Flores de Bach: Remedios en Base a Esencias de Flores

El origen y nombre de las Flores de Bach tienen mucho con su creador, el médico de origen inglés Edward Bach, el cual tenía la idea de que el origen de las enfermedades guardan una relación directa con las emociones y sentimientos de las personas, siendo así que en su investigación logra crear un total de 38 preparados destinados a casos específicos cada uno de ellos, contando justamente con flores distintas. Si bien la creación de este remedio no farmacéutico comenzó en 1926, hasta hoy en día se le puede considerar como un método de gran popularidad al cual recurre gran cantidad de personas en búsqueda de algún tipo de solución alternativa a sus problemas de salud. Al respecto vale notar que existen especialistas tanto a favor y contra de su uso.