Tratamientos, Tecnicas y Metodos para las Cicatrices

Una cicatriz se produce cuando la piel perdida se regenera, pudiéndose formar por infecciones, cirugías o inflamaciones, dependiendo su aspecto, del tipo de piel, el tipo de lesión, la localización en el cuerpo, la edad de las persona, su estado nutricional y la tolerancia a diversos medicamentos o procedimientos.

Si bien las cicatrices pueden provocar un daño emocional, dependiendo de la localización de ésta, existen diversas formas de remediarlas y contrarrestar su visibilidad sin efectos secundarios. Para ello, primero es necesario acudir a un médico con el fin de realizar un diagnóstico personalizado.

Algunos de los tratamientos contra las cicatrices, incluyen técnicas como la dermoabrasión, tratamiento abrasivo que consiste en remover la dermis superficial, eliminando arrugas, cicatrices de acné, marcas de varicela, cicatrices traumáticas, entre otros. El peeling, denominado también quimioexfoliación o quimiocirugía, consiste en aplicar agentes exfoliantes sobre la piel, los cuales destruyen una parte de la epidermis, provocando la regeneración de un nuevo tejido epidérmico. Igualmente, las técnicas láser CO2 y Erbio YAG, se caracterizan por ser mucha más profundas y agresivas.

Las consecuencia de la varicela son en su mayoría varias marcas, algunas se tornan profundas logrando que el resultado final sean cicatrices. Si se tiene este problema entonces se puede poner a hervir leche fresca de vaca, se procede a sacar la nata para luego meterla en la nevera hasta que consiga una consistencia sólida. Cuando la nata tiene un aspecto compacto se coloca a modo de mascarilla alrededor de unos 20 minutos en la cicatriz. Es importante repetir la sesión hasta que las cicatrices desaparezcan.

Para desaparecer las típicas cicatrices después de una herida o acné se recomienda aplicar zumo de limón sobre un algodón para masajear la zona, de esta manera las cicatrices que suelen verse oscuras se irán aclarando. El aceite de oliva es también bueno para humectar profundamente la piel y ablandar su textura. Entonces, en algodón aplicar gotas de aceite y luego se aclara la cicatriz con abundante agua. Así también, la piña resulta un elemento importante para tratamientos de eliminación de cicatrices debido a su ácido ascórbico. Para ello se machaca un poco de piña y se coloca encima de la zona, las marcas se irán borrando.

Un tratamiento eficaz anticicatrices es el elaborado en base a conchas marinas grandes. Se pulveriza las conchas y luego se elabora con agua tibia una pasta la cual debe ser colocada sobre la cicatriz todos los días. Por otro lado, puede emplearse el tratamiento promocionado en los últimos años como lo es la baba de caracol.

Si bien las cicatrices pueden desaparecer con el tiempo, el tratamiento puede mejorar o simular la apariencia de ésta, mas no borrarla completamente.