Nuestra piel es una de las partes de nuestro cuerpo con mayor dote de sensibilidad ante enfermedades. Ella puede ser afectada rápidamente por factores externos como la contaminación, los rayos solares, etc. Esto da pie a que el grado de peligro de los males que pueden afectar a nuestra piel sea muy diverso. Aquí te presentamos algunas de las enfermedades que necesitan ser vistas por un dermatologo, el especialista del cuidado de la piel.

Entre las enfermedades más comunes encontramos al acné, a los eczemas, al lupus, cáncer a la piel, entre otros.